Menú

Padre Octavio Ortiz, Sacerdote diocesano

Padre Octavio Ortiz, Sacerdote diocesano

58. El Boletín Justicia y Paz escribió: El Padre Octavio, sintiendo toda la problemática que sufre el campesino de nuestro país y viviendo en solidaridad con ellos, puesto que se sentía uno de ellos, en muchas ocasiones sintió el deseo de trabajar más directamente en una parroquia campesina60; pero no lo hizo. Desarrolló su pastoral en la ciudad encontrando en su camino a la Patria definitiva, el martirio.

5.1. Nacimiento

59. El Padre Octavio Ortiz Luna provenía de una digna familia campesina originaria del pintoresco pueblo de Cacaopera en el Departamento Morazán. Los progenitores de este humilde sacerdote se llamaban: Alejandro Ortiz y Exaltación Luna quienes procrearon diez hijos. El Padre Octavio fue el segundo de todos, naciendo el 22 de marzo de 1944.

5.2. Vida

60. Su familia, como el común de campesinos, sufría condiciones de vida extremadamente duras. La pobreza le impulsó a buscar trabajo lejos de su hogar cuando apenas tenía trece años, llegando en su afán al Departamento Santa Ana, sin encontrar mejores oportunidades laborales. En cambio, encontró un hogar tutelado, en aquel entonces, por el Padre Matías Romero Coto. Ahí recibió cuidados, educación y formación cristiana. El Padre Matías descubrió en el pequeño niño, la vocación sacerdotal. Le recomendó a Mons. Barrera que le admitió al Seminario. La alegría del Padre Matías fue rebosante: ¡Indescriptible era el gozo de mi corazón! Aquello era cosechar la primera rosa para Dios en el jardín de mis hijos del alma61. Con la dicha de llevar una rosa de Dios entre sus manos, el Padre Matías llevó a Octavio al Seminario Menor de Santa Ana, el 20 de enero de 1958. Después pasó al Seminario Preparatorio en San Juan Opico; y por fin, al Seminario San José de la Montaña, al cual ingresó, el 2 de febrero de 1962. Fue ordenado sacerdote por Mons. Romero, el 9 de marzo de 1974. A partir de entonces comenzó su labor pastoral en la Comunidad Cristiana de Zacamil y San Francisco de Mejicanos62.

5.3. Muerte Martirial

61. El trabajo con Comunidades Eclesiales de Base fue el pretexto idóneo para acusarle de subversivo y comunista. El día 20 de enero de 1979, – en que ocurrió su martirio – se encontraba junto a casi cuarenta jóvenes celebrando un retiro de iniciación: Después de las seis de la mañana, caía asesinado el P. Octavio Ortiz Luna, de 34 años de edad, junto con cuatro jóvenes, algunos de ellos menores de edad. Un gran contingente de las fuerzas de seguridad irrumpió violentamente en la casa de retiros de la Parroquia de San Antonio Abad. Destrozaron la puerta de entrada y dispararon contra quienes, asustados por el ruido, se levantaban de sus camas. No precedió provocación alguna, ni los cuerpos de seguridad habían solicitado su entrada63. Asesinato sin sentido cometido con pretextos fútiles. Las víctimas son suficientes para demostrar la barbarie cometida por simple odio contra la fe:
62. David Caballero era apenas un adolecente de 16 años de edad. Cursaba octavo grado en la Escuela Miranda de San Antonio Abad. Sus padres, Don David Salomón Caballero y Doña Gloria Cornejo de Caballero no pudieron ver bachillerado a su hijo. Ángel Morales, hijo del Sr. Mercedes Morales y la Sra. Prisciana Gómez de Morales, tenía 22 años. Había llegado a la capital en búsqueda de una oportunidad laboral con la que ayudar a sus padres. Trabajó como carpintero; pero, prontamente, encontró la muerte, dejando a su familia sumida en profundo dolor y soledad. Roberto Orellana, otro joven de 16 años, que apenas cursaba octavo grado en el Instituto Nacional Francisco Menéndez en horario nocturno, ya que en el día trabajaba junto a su padre el Sr. Mateo Orellana. Joven trabajador y estudioso cuyo objetivo era servir a Dios. Ese día, su madre, la Sra. María Leonor Sánchez de Orellana no le recibió en el hogar. Finalmente, el joven Jorge Gómez de 22 años e hijo de Don Manuel de Jesús Gómez y Doña María Juárez de Gómez, no pudo terminar sus estudios de Bachillerato cursado en el Liceo Rubén Darío64. 63. Vidas inocentes de jóvenes integrados al trabajo de la comunidad. Jóvenes valientes que no dudaron en trabajar por el Reino a pesar de la situación de violencia y persecución contra la Iglesia. Solo resta preguntarse con el Dr. Matías Romero: ¿Por qué tenía que morir así y por qué se había de lanzar sobre su vida la mancha de la participación política y la sospecha de actividades subversivas, cuando Octavio fue siempre un hombrecito tan apartado, tan callado, tan tímido, tan espiritual y tan sencillo?65 ¿Por qué hermanas y hermanos míos? Por la idolatría al tener, al poder y a la autocomplacencia.

Tomado Textualmente de II carta pastoral de monseñor Luis Escobar Alas: “Ustedes también darán testimonio, porque han estado conmigo desde el principio (Jn 15, 27)” Imagen destacada Cortesia de Arquitecto Rene Belloso, de La parroquia San Antonio de Padua, Vicaria de Candelaria.

Síguenos en

Equipo Misionero Arquidiocesano

Comisión de Comunicaciones del Equipo Misionero Arquidiocesáno.
Email: ema@evangelizacionymisiones.com
Síguenos en

Latest posts by Equipo Misionero Arquidiocesano (see all)

Sobre el autor

Equipo Misionero Arquidiocesano

Comisión de Comunicaciones del Equipo Misionero Arquidiocesáno. Email: ema@evangelizacionymisiones.com

2 Comentarios

  1. herbert aguilar martinez

    que bueno que se divulgue esa información sobre nuestro sacerdotes mártires, me gusto mucho, pregunto puedo participar en las reuniones que realiza como EMA ?

    Responder

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Próximos eventos de La Vicaria

Videos

Cargando…

Hermanos con publicaciones recientes

avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for
avatar for

SUBSCRIBETE A NUESTRA LISTA DE COREOS

Agregate a nuestra lista de "Discipulos y Misoneros" y recibe noticias e información sobre la Misión Permamanente

GRACIAS POR SUBSCRIBIRTE

WhatsApp chat
A %d blogueros les gusta esto: